Saltar al contenido

Aisoy Robotics y Brave Up colaboran para luchar contra el bullying a través de la robótica

1 marzo, 2018

Aisoy Robotics, empresa del Parque Científico de la Universidad Miguel Hernández (UMH) de Elche amplía los sectores en los que sus robots emocionales pueden ser de ayuda. La compañía de robótica y la organización educativa Brave Up, ganadores de la tercera edición de los premios SEK Lab Awards 2017 para la innovación en el sector de la educación, han establecido lazos de colaboración para luchar contra el bullying. El objetivo es promover valores como el de la tolerancia y prevenir situaciones de acoso escolar entre niños y jóvenes, así como estudiar nuevas acciones para el tratamiento de los afectados.

Como parte de esta cooperación, ambas entidades han planificado un programa de charlas de sensibilización y divulgación entre los más jóvenes. Éstas se realizarán en colegios de la red SEK sobre diferentes temas como la prevención del acoso escolar, la escucha activa o la resolución de conflictos. Todas ellas, a través del uso del robot Aisoy1 como un elemento de apoyo que atraiga la atención de los más pequeños y ayude a concienciarlos.

Además, Brave Up y Aisoy Robotics trabajan en el desarrollo de una experiencia piloto en la que el robot de Aisoy sirva para acercarse a jóvenes “a los que es difícil acceder emocionalmente”. Tal y como señala el director ejecutivo de la compañía del Parque Científico de la UMH, José Manuel del Río, “para los afectados en ocasiones es más fácil comunicarse con un dispositivo robótico, que parece inofensivo, que con una persona. El objetivo es que nuestro robot ayude a desbloquear este primer acercamiento y facilitar así la intervención posterior de los especialistas”.

Para lograr este objetivo, se utilizará el dispositivo desarrollado por Aisoy Robotics, una nueva generación de robots que cuenta con un sistema emocional que se adapta a su interlocutor. Esta nueva versión permite al dispositivo evolucionar según su propia experiencia vital y mantener pequeñas charlas con el usuario. Además, el dispositivo es capaz de sentir emociones y expresarlas de forma similar a las personas.

Aisoy Robotics es una empresa del Parque Científico de la UMH, impulsada por José Manuel del Río, pionera en robótica emocional e inteligencia artificial. Por su parte, Brave Up ha desarrollado una aplicación web y móvil con la que buscan prevenir el bullying, mejorar la convivencia en las aulas mediante el uso de tecnologías y concienciar en las escuelas sobre temas como el acoso escolar o la seguridad en las redes sociales.