Saltar al contenido

Elche adquiere cuatro nuevos autobuses que permiten la ampliación de la línea K

24 abril, 2018

La edil de Movilidad Urbana, Esther Díez, ha anunciado esta mañana que se van a adquirir cuatro nuevos autobuses para el servicio de bus urbano con los que ampliar la flota actual y mejorar la calidad general del servicio. De estos cuatro vehículos, dos tendrán carácter híbrido y dos serán EURO VI, iguales que los que se han ido incorporando recientemente, según Díez.

“Esta adquisición de vehículos nos va a permitir la ampliación de la línea K para convertirla en una línea circular completa en dos sentidos. Al incorporar cuatro nuevos vehículos a la línea, ésta puede ampliar su recorrido manteniendo la frecuencia de paso. De esta manera, pasaremos a tener una línea que una los barrios del este con los del oeste y facilite mediante una conexión directa los miles de desplazamientos diarios que se dan entre todas estas zonas del casco urbano”, ha señalado Esther Díez.

Asimismo, en su sentido interior, la nueva línea circular mantendrá su trazado actual en la zona norte a través del hospital del Vinalopó, centro comercial Aljub, la avenida de la Libertad y avenida de la Universidad hasta el Hospital General y en la nueva parte sur discurrirá a través Teulada, Mariano Soler Olmos, Pere Joan Perpinyà, avenida Ramón Pastor, Tonico Sansano Mora para conectar de nuevo con el Hospital del Vinalopó.

Con esta ampliación, el trazado interior de la línea pasará a tener 13.465 metros, una frecuencia de 11 minutos y un total de 5 autobuses.

Por su parte, la línea exterior hará en paralelo este recorrido por Presidente Adolfo Suárez, Pere Joan Perpinyà, Eduardo Ferrández García, Mariano Soler Olmos y Avet hasta el Hospital General, para continuar con el trazado actual por la zona norte a través de la avenida de la Universidad y avenida de la Libertad y Aljub hasta el Hospital del Vinalopó.

Con esta ampliación, el trazado exterior de la línea pasará a tener 13.006 metros, una frecuencia de 11 minutos y dispondrá de 5 autobuses.

“La creación de estas líneas circulares nos permite dar por concluida la primera fase de mejora del transporte en autobús urbano a la cual nos comprometimos en 2016 tras el estudio periódico del servicio”, ha señalado la edil de Movilidad Urbana.

Esther Díez ha explicado que en 2017 se puso en marcha “la conexión con bus del entorno comercial de Carrefour y que hicimos una primera prolongación de la línea K hasta el Hospital General. Además, en septiembre de este año está previsto el refuerzo de la línea L con un nuevo bus que se está fabricando en estos momentos. A estas acciones, se suma ahora esta nueva ampliación y cierre definitivo de la línea circular”.

La línea K, además, según los datos, es la que experimentó una subida más importante en 2017 y que ya cuenta con 1.701.771 pasajeros, 180.00 más que en 2016.

En segundo término, la compra de los cuatro nuevos vehículos a la que se va a proceder ahora permite empezar a introducir autobuses de emisiones cero en el centro de la ciudad, de acuerdo con la estrategia de conseguir un centro urbano con una menor contaminación ambiental. Los dos nuevos vehículos híbridos que se adquieren pasarán a formar parte de las líneas que recorren el centro urbano.

“Los vehículos que está previsto comprar son parametrizables, de manera que en estas vías del centro de la ciudad efectuarán su recorrido en modo completamente eléctrico, sin emisiones contaminantes y con un ruido mínimo”, ha señalado Esther Díez, quien ha añadido que hay que tener en cuenta que “no se han comprado los cuatro nuevos autobuses híbridos porque el grado de desarrollo de esta tecnología aún no está completa y exige muchas paradas de mantenimiento de los vehículos, cuya sustitución sólo puede estar garantizada con vehículos de motor térmico. Pero desde luego son el primer paso de una sustitución progresiva de la flota por vehículos de emisiones cero”.

Está previsto que los vehículos que ahora se van a adquirir estén disponibles en el primer trimestre de 2019 y, por tanto, será entonces cuando entre en funcionamiento la ampliación de la línea K y la incorporación de autobuses híbridos a las líneas que discurren por el centro de la ciudad. La inversión prevista es de 1.140.000 euros.